Artículos

La vida saca su entrada de cine (II). La eutanasia

Artículo anteriorUn Dios Prohibido
Artículo siguienteSer o no ser
Comentarios(1)
  1. Guillermo C. dice:

    Exactamente, Julio. La diferencia fundamental entre la obra de Eastwood y la de Amenábar es que en la primera no se defiende la eutanasia, por mucho que al final Hillary Swank muera. Sólo se plantea el debate, lo cual no es sólo bueno, sino encomiable.

Dejar un comentario.

Your email address will not be published. Required fields are marked *